Emprendimiento entre latinos: aumentando rápidamente.

Cada día nuevos modelos de negocios son desarrollados por emprendedores para satisfacer las necesidades de los consumidores alrededor del mundo. Como un grupo creciente, los latinos en Estados Unidos están estableciendo su propio camino en el mundo emprendedor, convirtiéndose en una sección poblacional de gran relevancia en la economía de este país, por su efecto en los negocios, empleos generados y ganancias.

Los latinos representan el 17% de la población total de Estados Unidos y se espera que sean el 30% en el 2060. Su influencia en la economía es evidente, desde su poder de compra hasta la oferta de trabajo, pero lo que ha causado más interés y atención en los últimos años es el reciente incremento en la cantidad de empresas con propiedad latina.

De acuerdo al reporte del 2015 de la encuesta a dueños de empresas (Survey of Business Owners), hecha por la Oficina del Censo en Estados Unidos, en el año de 1997 los latinos poseían 1.2 millones de negocios. Esta cantidad aumentó a 1.5 millones en el 2002, a 2.3 millones en el 2007 y en el 2012 alcanzó la cifra de 3.3 millones, representando el 12% de los 12.6 millones de negocios existentes en Estados Unidos durante ese año. Aproximadamente, los dueños del 70% de las empresas latinas son nacidos en el país y el resto son inmigrantes. Casi la mitad de estos dueños son millennials (entre 18 y 35 años de edad) y el 50% de ellos tienen un título universitario.

De la misma forma en que la cantidad de empresas está en aumento, los latinos están creando y desarrollando negocios rentables. En el 2012, los 3.3 millones de negocios con dueños latinos tuvieron en promedio 8.6 empleados por empresa y sus ventas anuales fueron de $155,806 dólares, empleando un total de 2.5 millones de trabajadores y generando $517 billones de dólares en ventas. Un dato interesante es que solamente el 1% de estos negocios recaudaron más de $1 millón de dólares en sus ingresos, lo cual es 2.5 veces menor comparado con el 4.9% de los negocios con dueños no latinos que alcanzaron esta cifra en el 2007. A pesar de que los negocios latinos están creciendo y son rentables, la falta de capitalización y crecimiento han causado que estos negocios permanezcan pequeños, reportando solamente un cuarto de los ingresos que generan el resto de los negocios, lo cual representa un costo de oportunidad de $1.38 trillones de dólares en la economía de Estados Unidos.

Una de las razones por las que los negocios latinos no presentan crecimiento está relacionada con las fuentes de financiamiento. Tres cuartos de los latinos que son dueños de algún negocio reportaron haber iniciado su empresa con capital propio. Las fuentes de financiamiento más comunes fueron fondos personales de amigos o familiares o incluso los ahorros del mismo emprendedor, tanto en la fase de inicio como en la de crecimiento. La diferencia en ingresos entre los negocios de latinos y los del resto de la población se podría reducir utilizando recursos financieros formales, por ejemplo, préstamos, créditos bancarios o alguna otra figura.

Las empresas latinas están distribuidas en diferentes industrias, y están mayormente concentradas en las que tienen el mayor índice de crecimiento, según el Reporte SOLE 2015, por ejemplo, la industria de administración, soporte y desperdicios, construcción, cuidado de la salud y asistencia social, servicios profesionales, técnicos y científicos, entre otros, rompiendo con el estereotipo de que los negocios latinos se enfocaban solamente en restaurantes o tiendas de autoservicio, como en sus inicios lo fue.

Cerca del 60% de los negocios latinos están ubicados en cuatro estados: California, Texas, Florida y Nueva York. Observando estos datos a un nivel geográfico más detallado, uno de cada nueve empresas está localizada en alguna de estas cinco ciudades: Ciudad de Nueva York, San Antonio, Los Ángeles, Miami o Austin, lo cual es consistente con la gran cantidad de latinos que habitan en estas ciudades y estados.

Sorprendentemente, el 75% de sus negocios están ubicadas en zonas no latinas y la mayoría reportan que más de la mitad de sus clientes o empleados no son latinos. Estas estadísticas indican que los latinos proporcionan bienes y servicios a una gran cantidad de la población general, por lo que su incremento en riquezas impactaría más allá de su comunidad.

Esta tendencia de crecimiento no disminuirá próximamente, sino que seguirá creciendo como en los últimos años. De acuerdo al reporte de Kauffman del 2015, los latinos tuvieron el mayor índice de nuevos emprendedores en el 2014 con 0.46 puntos, comparados con el 0.26 para los estadounidenses y 0.22 en afroamericanos. Además, las empresas latinas se están creando más rápido que el índice promedio nacional y mientras que la creación de negocios se redujo durante la recesión, los negocios latinos continuaron creciendo con la misma rapidez que antes.

Los latinos se están convirtiendo en una de las fuerzas económicas más importantes de Estados Unidos y su influencia definirá y cambiará la manera de hacer negocios en el país. ¿Cómo ves el futuro de los emprendedores latinos? ¿Crees que puedan revolucionar el mercado americano? ¿Conoces algún negocio con dueño latino?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *